El emporio refresquero Coca-Cola, anuncia que ha cerrado el programa de incubación de startups “The Founders”, el cual inició con entusiasmo hace 3 años. 

De acuerdo con un informe que dio a conocer, la compañía refresquera Coca-Cola, en Innovation Leader, David Butler, ex VP of Innovation, ha dejado su puesto en la incubadora, la cual ha financiado 12 empresas luego de abrir con altas expectativas en 2013.

Luego de que The Founders naciera para nutrir a distintos jóvenes talentosos con miras a generar sinergia entre ambas partes, talento/empresa durante los últimos años, con un capital inicial de hasta un millón de dólares aunado a los múltiples beneficios y acceso a la red de conocimiento en negocios y visibilidad que solo podría proporcionar una empresa con el tamaño de Coca-Cola, el resultado fue positivo, dando paso al nacimiento de nuevas y exitosas empresas, tal es el caso de Wonolo, un buscador de personal de trabajo en línea, startup que en un inicio fue financiado por Coca-Cola y ha recaudado hasta ahora $7.9 millones, incluyendo $5,7 millones de acciones Serie A en el pasado mes de enero.

Coca-Cola no ha sido la única empresa preocupada por explorar nuevas oportunidades en innovación que funcionan como una herramienta de impulso de talento para emprendedores de Alto Impacto, en el los últimos años, hemos visto cómo el auge mediático de los grandes corporativos como GE, Telefónica, McDonalds, Fidelity, Cinépolis o CVS, han servido como conectores e impulsores poderosos para escalar nuevas ideas tecnológicas que generen un beneficio mutuo entre los implicados y el planeta entero.

Por desgracia en la mayoría de los casos, como bien en la jerga lo sabemos, las startups nacen y mueren en muy poco tiempo por la falta de compatibilidad con el cumplimiento de los hitos que los grandes corporativos necesitan para continuar amparando la escalabilidad de las startups elegidas en sus programas de incubación o aceleración, ya que la transformación digital y tecnológica siempre requiere de un total compromiso organizacional y según un estudio de Startup Genome solo 1 de cada 12 startups logra sobrevivir.

¿Qué sigue? Por parte de la compañía Coca-Cola y su programa de apoyo al emprendimiento no hay más que hacer, simplemente cierran, pero esto no quiere decir que dejarán desamparadas a las empresas que se encuentran bajo su sombra y vieron nacer,  al contrario de esto, continuarán con el apoyo a la cosecha de talento que se logró en su momento y así impulsarlos en su transición.

Con el acontecimiento del caso The Founders, la reflexión y la pregunta quedan en el aire, ¿Cuánto tiempo le resta al boom de las startups?