in ,

¡Salve, César! el Hollywood clásico revisitado por los hermanos Coen

¡Salve, César!
  • Los hermanos Coen revisitan el Hollywood clásico para crear ¡Salve, César! (Hail, Caesar!), una sátira muy ácida y entretenida al sistema de estudios de los años 50

  • Con un gran elenco que incluye a Josh Brolin, George Clooney, Scarlett Johansson y muchos más, ¡Salve, César! es un tour de force divertidísimo, cálido y visualmente atrayente

¡Salve, César!

Más que homenajear, Joel e Ethan Coen han creado una sátira muy ácida y entretenida a esa época dorada de Hollywood donde se forjó su ensoñadora maquinaria y se definió por completo su gran negocio: el sistema de estudios. ¡Salve, César! (Hail, Caesar!) es el nombre de esta criatura tan dócil en apariencia como rabiosa en su lectura, un ejercicio metaficcional que los hermanos Coen moldean puntillosamente para hacer un retrato crítico de los entresijos del show business.

Ambientada en los años 50, ¡Salve, César! gira en torno a Eddie Mannix (Josh Brolin), un ferviente católico y director de producción del estudio Capitol Pictures que mientras lidia con la culpa que le produce el no dejar de fumar y sus crecientes dudas laborales, tendrá que demostrar su capacidad de mediador para mantener a los actores y las cosas bajo control dentro de su estudio, sin embargo, todo se complica cuando el gran actor Baird Whitlock (George Clooney), el protagonista de la superproducción de romanos más ambiciosa de la Capitol, es secuestrado en pleno rodaje.

¡Salve, César!

¡Salve, César! echa mano del amplio catálogo de situaciones que van de la comedia de enredos, el film noir, los extintos peplum y westeren, hasta el drama y el musical, géneros que no sólo están para evocar las producciones de mayor esplendor de aquellos tiempo, sino para estructurar por sí mismos la narrativa de este relato de elegante manufactura y refinada puesta en escena.

Diálogos hilarantes y ágiles gags son la envestidura de esta corrosiva farsa que si bien se le puede recriminar un ritmo atropellado en su primera media hora, lo compensa con el cinismo que transpira cada uno de sus personajes, lo escrupuloso de sus actos y el encanto de sus perfectos físicos, variables típicas dentro del universo de los hermanos Coen y que en ¡Salve, César! potencializan para satirizar las dinámicas de la industria y del propio papel del guionista, burla y crítica entremezclada que crece en términos de comedia y, aunque con sus marcadas diferencias y coincidencias hará recordar otra de las grandes películas de los directores muy en esta línea: Barton Fink (1991).

¡Salve, César!

El efecto mordaz de ¡Salve, César! radica totalmente en su argumento, en la forma en que los Coen aprovechan las diversas situaciones para ramificar su crítica y colocar temas como la incómoda injerencia de los medios de comunicación representado en el doble papel de Tilda Swinton como un par de gemelas rivales columnistas de farándula, la difícil transición de los actores del western (Alden Ehrenreich) a otros géneros o la mofa, casi, casi bufonización de la figura de la “estrella” de cine (Clooney), pero principalmente ese momento coyuntural de los estudios ante su crisis por el creciente advenimiento de la televisión y el tema de los guionistas, mostrados como una especie de rojillos convencidos que tenían que reivindicar su relevancia como artistas dentro de la industria aunque fuera una legión de creativos fracasados y sobreexplotados, más en aquellos tiempos cuando eran algo poco menos que visibles.

Las diferentes caras de Batman a través del tiempo

Es verdad, ¡Salve, César! es como una serie de brillantes momentos que rodean las peripecias de Mannix faltándole rigor para ensamblarlos pero cuando encuentra su tono se convierte en un tour de force divertidísimo, cálido y visualmente atrayente, donde las escenas musicales son el cenit del juego de pistas, falsedades y representaciones, así como la omnipresente voz del narrador a cargo del gran Michael Gambon como ese observador supremo que sigue Mannix en un negocio donde su figura es más poderosa que la de Dios y la del César.

Por: Aurora Alejandra Lomelí Pérez (@alejandraurora)

Hail, Caesar! – ¡Salve, César!
Dirección y guión:
Joel Coen, Ethan Coen
Fotografía: Roger Deakins
Actúan: Josh Brolin, George Clooney, Alden Ehrenreich, Ralph Fiennes, Jonah Hill, Scarlett Johansson, Frances McDormand, Tilda Swinton, Channing Tatum y Michael Gambon como el narrador
Fecha de estreno: 22 de abril de 2016

No olvides seguirnos y comentar en Twitter y Facebook