in ,

Kichink No Paga | La verdadera historia

Desde hace meses usuarios de Kichink, reportan que nos les están pagando y se han organizado utilizando un hashtag con el que denuncian públicamente la problemática que están enfrentando con la plataforma.

Kichink es una plataforma de e-commerce muy popular en México. Desde el año pasado sus vendedores reportan que nos les están pagando y se han organizado para publicar en redes sociales usando el hashtag #KichinkNoPaga para exhibir públicamente su situación con la plataforma.

La pandemia por Coronavirus ha obligado una digitalización en todos los ámbitos y el e-commerce no es la excepción. Dueños de pequeñas, medianas y grandes empresas han debido adoptar y migrar a plataformas de e-commerce para seguir operando pese al Covid-19 ¿Pero qué sucede cuándo el marketplace no le paga lo que el cliente compró? Simplemente se va a la quiebra. Sin flujo de efectivo no hay negocio que sobreviva, así de sencillo.

Esta situación es la que cientos de pequeñas empresas y emprendedores que usan Kichink están enfrentando actualmente. Al menos desde mediados del año pasado afirman que la plataforma de e-commerce, se ha retrasado en los pagos.

Es importante hacer énfasis sobre está situación por dos grandes razones:

  1. La mala experiencia de los vendedores puede hacer que muchas empresas de comercio electrónico desconfíen de marketplaces más pequeños similares a Kichink. Eso coloca a las plataformas emergentes, más chicas pero quizás más eficientes, en una desventaja competitiva. Los vendedores migraran a plataformas más grandes y consolidadas como Amazon, Mercado Libre o Linio (Las cuales cobran una mayor comisión).
  2. El flujo de dinero es escaso para muchos propietarios de pequeños negocios electrónicos debido a Covid-19 y a una recesión económica que se avecina.

Esto sin duda daña a sus vendedores y al ecosistema de Comercio Electrónico en México. Desafortunadamente, muchos micro y pequeños empresarios que vendían a través de Kichink, tendrán que bajar la cortina o ya lo han hecho.

Tratando de ser los más imparcial que pueda solo voy a tratar de reconstruir la historia a través de la narración de los hechos de acuerdo a algunos testimonios y entrevistas que he realizado además de información publica recopilada en redes sociales.

¿Cómo funciona Kichink?

Antes de entra en detalles del controvertido caso de Kichink, primero explicaremos como funciona este markertplace mexicano:

  • Los vendedores pueden mostrar y vender sus productos en el sitio web de Kichink.
  • Los compradores potenciales pueden navegar y comprar a través del marketplace.
  • La plataforma acepta y gestiona los pagos electrónicos en nombre de los vendedores.
  • Kichink se encarga de toda la logística de entregar el artículo al comprador.
  • A cambió de todo este proceso, gestionar cobro, recoger y enviar el producto, Kichink cobra una comisión del 7.5%.

Hasta 2019, Kichink tardaba 10 día hábiles en pagarle a sus vendedores, pero en enero de 2020, la plataforma actualizó sus términos y condiciones de pago de 10 a 90 días hábiles. Sin embargo, Kichink tampoco esta cumpliendo con los nuevos plazos de pago establecidos.

Al momento de escribir esta nota, esto es lo que sabemos

  • Algunos vendedores informan que no han recibido sus pagos desde agosto de 2019.
  • Oficialmente no se ha revelado el monto del adeudo. Pero hay reclamos que van desde MXN $500,000 a MXN $1,000,000 (US $ 21,000 a US $42,000).
  • Kichink aún no ha dado a conocer los motivos detrás del retrasos en los pagos. En cambio, insiste en que está cumpliendo con sus términos y condiciones.
Monto del adeudo de uno de los grupos de WhatsApp organizados por usuarios de Kichink.

La respuesta

Ante la incertidumbre, los vendedores han pasado a la acción para reclamar y difundir la situación. Estás son algunas de las acciones que han realizado hasta el momento:

  • Crearon grupos de WhatsApp para organizar a los usuarios afectados.
  • Crearon la cuenta de Twitter @KichinkNoPaga y el hashtag #KichinkNoPaga que los usuarios usan todos los días como un llamado de atención de los afectados para difundir su situación.
  • Lanzaron una petición Change.org con más de 1,500 firmas.

Redes sociales como Twitter y Facebook están llenas de empresas y usuarios que reclaman la falta de pago por parte de Kichink:

Los ‘Términos y Condiciones’ ¿la clave?

Seamos francos, los ‘Términos y condiciones’ son esas cosas aburridas que los usuarios rara vez leemos hasta que las cosas van mal. En este caso son uno de los argumentos de la plataforma para defenderse de los reclamos de los usuarios afectados.

Aquí están algunos puntos clave:

  • Los términos y condiciones de Kichink no establecen una fecha fija para realizar pagos.
  • Tampoco dicen cuándo se actualizaron por última vez.
  • Desde su lanzamiento y hasta 2019, los términos establecían que los pagos se harían a los vendedores en 10 días hábiles.
  • A mediados de enero de 2020 y sin previo aviso, aumentaron a un máximo de 90 días.
  • Los términos también establecían que si el vendedor seguía usando la plataforma se considerará como aceptación de las condiciones.

Sin embargo, los vendedores reclaman que Kichink sigue incumpliendo con los términos de noventa días.

Par más contexto, también debe considerarse lo siguiente:

  • El número de teléfono y el correo de soporte que se muestra en sus términos de uso ya no funciona.
  • Toda la comunicación con los vendedores es a través de redes sociales, Twitter específicamente.
  • Desde el inicio ninguno de los directivos ha salido a dar la cara para hablar ninguno de estos problemas.

El lunes de esta semana, al intentar ingresar al sitio web, se muestra el siguiente mensaje:

Solo dice que están en tareas de mantenimiento sin una fecha de cuándo se restablecerá el servicio:

Lo cual trae consigo algunas dudas ¿volverá a estar en línea la plataforma? Cuándo lo haga ¿volverán a cambiar sus términos y condiciones?

Los afectados solo esperan que no sea una estrategia para salirse por la tangente y argumentar un error técnico para “perder” sus bases de datos con todos los registros y así eludir su responsabilidad.

A pesar de todo, Kichink aún no ha recibido una demanda judicial. Sin embargo, sus usuarios en la redes sociales afirman que se están organizando para emprender acciones legales contra la plataforma y sus directivos.

Hasta el momento tanto la Asociación Mexicana de Ventas Online (AMVO) como la Asociación de Internet MX (antes AMPICI), ni la PROFECO, tres de los máximos organismos encargados de regular y proteger el e-commerce en México, se han pronunciado al respecto.

Hasta aquí la relación de hechos y la situación actual del caso Kichink. Dudamos que esto acabe aquí, en cualquier caso, daremos seguimiento al asunto y trataremos de mantenerlos bien informados de como se van desarrollando los acontecimientos.

No olvides seguirnos y comentar en Twitter y Facebook